Me encantaría que visitaras también mi otro Blog; un espacio donde dejo mis fotografías; "EL MUNDO SE EQUIVOCA" (http://sequivoca.blogspot.com)
"NO SE PUEDE CAMBIAR EL CURSO DE LA HISTORIA A BASE DE CAMBIAR LOS RETRATOS COLGADOS EN LA PARED." (Sri Pandit Jawaharlal Nehru) - Julio 2017

miércoles, 11 de marzo de 2015

Las cicatrices

    Las cicatrices tienen su punto. Son la demostración de que ahí hubo daño, que fue sanando con el tiempo pero que se resiste a dejar de estar presente. Todo el mundo te dice "tiempo... a eso hay que darle tiempo para que termine de cerrarse" o "los días de lluvia te dolerá"...  Los días de lluvia... incluso con sol, en mitad de una jornada intensa de trabajo, mientras tomas una cerveza o cuando estás a punto de quedarte dormido.

     Todos hablan del dolor de las cicatrices, pero al que le duele es a ti.
 
(Esta entrada estaba ahí, guardada, pero leyendo la última de BUBO he tenido que lanzarla. Cosas de la similitud)

15 comentarios:

  1. hoy me viene esta entrada como anillo al dedo.... vaya tela!!!
    besos.

    ResponderEliminar
  2. Es cierto, las cicatrices siempre pican un poco... para que recordemos lo que quizá no nos conviene, pero para que dejen de doler hay que dejarse sentir un dolor tremendo... y como bien dices es a nosotros a quien nos duele.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que por mucho que nos cuenten... pues eso.

      Eliminar
  3. Las cicatrices, tanto del cuerpo como del alma, no son más que un recordatorio de que estamos vivos y de que tenemos un bagaje. Cada una es una vivencia y por eso hay que agradecerlas, aunque duelan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una vez me dijeron que, igual que los árboles cuentan los anillos de su tronco como años, las personas debemos contar nuestras cicatrices como victorias.
      no estoy muy de acuerdo... pero tampoco muy en desacuerdo. Yo y mis dudas.
      Gracias por pasar por aquí; estás en tu casa.

      Eliminar
  4. El tiempo es un cabrón. No corre cuando debe y cuando lo hace no debería hacerlo. No me tengas muy en cuenta últimamente que no estoy muy católico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo contigo. Una amiga me decía "El tiempo... el puto tiempo..."

      Eliminar
  5. y no se marchan nunca, recuerdos en piel de cosas que quizás deseemos olvidar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Casi que es mejor verlas de vez en cuando, Pilar. Si las borramos del todo se nos olvida lo que se sufre cuando algo está sin cerrar, no?? Un besito

      Eliminar
  6. Hay que convivir con ellas darles su lugar,su espacio, no dejarlas entrar donde sabemos que podrian infectarlo todo y entonces dejan de doler y pasan a ser recuerdos vanos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...o recuerdos, simplemente.
      No imaginaba que esta entrada diese para tanto, jajajaja. Un saludo!!!

      Eliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Pero algunas te ayudan a ligar por el aspecto que te otorga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja, ja... lo dudo; no ando yo para ligues jajaja

      Eliminar

Ahora TÚ me cuentas