Me encantaría que visitaras también mi otro Blog; un espacio donde dejo mis fotografías; "EL MUNDO SE EQUIVOCA" (http://sequivoca.blogspot.com)
“AL FINAL, LO QUE IMPORTA NO SON LOS AÑOS DE VIDA, SINO LA VIDA DE LOS AÑOS.” - (Abraham Lincoln) - Noviembre 2017

martes, 12 de octubre de 2010

…así que, de momento, nada de “adiós muchachos”

     Esta va a ser mi entrada 350 del Blog, un número redondo y sonoro, me gusta. Me parece bien.

     Con ella voy a cerrar un tiempo (un ciclo, una etapa, … llamadlo “X”), y, si es posible, que creo que será, durante un tiempo voy a dar libertad a estas musas que mantenía bajo arresto domiciliario y a las que estrujaba como limones cuando pasaba muchos días sin escribir.

     Espero no tardar demasiado en tomar la senda correcta y escribir cosas nuevas, para que, entre todos, sigamos disfrutando de este mundo tan bonito que se llama “blog”.

     Como banda sonora a esta despedida, dejo la canción de un maestro, uno de mis poetas favoritos, porque dice lo que yo quiero decir, con las frases que yo no podría emplear.

Cada noche me invento,

todavía me emborracho…

TAN JOVEN Y TAN VIEJO

Lo primero que quise fue marcharme bien lejos;
en el álbum de cromos de la resignación
pegábamos los niños que odiaban los espejos
guantes de Rita Hayworth, calles de Nueva York.

Apenas vi que un ojo me guiñaba la vida
le pedí que a su antojo dispusiera de mí,
ella me dió las llaves de la ciudad prohibida
yo, todo lo que tengo, que es nada, se lo dí.

Así crecí volando y volé tan deprisa
que hasta mi propia sombra de vista me perdió,
para borrar mis huellas destrocé mi camisa,
confundí con estrellas las luces de neón.

Hice trampas al póker, defraudé a mis amigos,
sobre el banco de un parque dormí como un lirón;
por decir lo que pienso sin pensar lo que digo
más de un beso me dieron (y más de un bofetón).

Lo que sé del olvido lo aprendí de la luna,
lo que sé del pecado lo tuve que buscar
como un ladrón debajo de la falda de alguna
de cuyo nombre ahora no me quiero acordar.

Así que, de momento, nada de adiós muchachos,
me duermo en los entierros de mi generación;
cada noche me invento, todavía me emborracho;
tan joven y tan viejo, like a rolling stone.

Título: Tan joven y tan viejo
Año: 1998
Letra: Joaquín Sabina
Música: Joaquín Sabina
Disco: Yo, mi, me, contigo (1996)

…Nos Vemos. Salud!!!

5 comentarios:

  1. Ultimamente todos necesitamos desaparecer un tiempo... no tomes la senda correcta, elige el camino que más desees...

    un beso vecino!

    ResponderEliminar
  2. El título de la entrada no coincide con tu pretensión y la verdad es que siento que te vayas porque me gusta leer tus cortas y jugosas reflexiones. Lo de la taza es to un acierto. Vaya Angel bueno que tienes. Hasta que tu quieras.

    ResponderEliminar
  3. No sé yo si podrás resistirlo mucho tiempo...¡Al loro, que pongo en marcha el cronómetro!

    No tardes.

    Te dejo un beso.

    ResponderEliminar
  4. celebraciones, por el número y por las ganas de escribir!

    ResponderEliminar
  5. Pues por aquí andaremos los mismos colgaos de siempre.

    Besos blanquiazules.

    ResponderEliminar

Ahora TÚ me cuentas