Me encantaría que visitaras también mi otro Blog; un espacio donde dejo mis fotografías; "EL MUNDO SE EQUIVOCA" (http://sequivoca.blogspot.com)
“AL FINAL, LO QUE IMPORTA NO SON LOS AÑOS DE VIDA, SINO LA VIDA DE LOS AÑOS.” - (Abraham Lincoln) - Noviembre 2017

miércoles, 10 de agosto de 2011

Para mirar desde arriba

     El alivio que se siente cuando comienzas a percibirte nuevo, liberado de la carga emocional, se podría comparar a esa sensación que tenemos cuando apoyamos nuestros pies en el fondo de la piscina e impulsamos nuestro cuerpo con fuerza hacia la superficie, consiguiendo que, el agua que antes nos llegaba a la altura del cuello se nos quede, aunque solo sea por un segundo, a la altura de la cintura.

     Ahora, a un nivel superior del que has estado siempre en esa “piscina” que son tus emociones, tus relaciones personales, tus sentimientos, tus creencias, tus actitudes, en definitiva, chico_brincandotu vida; en ese nivel, digo, puedes mirarlo todo desde arriba, estás muy por encima del resto de la gente que “se baña en tu piscina”, ellos siguen flotando, con el agua en sus gargantas y, sin embargo tú, tienes medio cuerpo fuera, casi levitas sobre ellos, lo que te permite ver toda “tu piscina” desde una perspectiva que no habías probado antes, y que te deja ver cosas: de tu cuerpo antes sumergido, que desconocías; de los demás, desde otro ángulo; de ese agua que te ha estado cubriendo siempre… incluso, puedes notar la liberación de tu cuerpo (aunque solo sea de cintura para arriba) en el espacio abierto.

     Y mirando desde allí descubres cuánto de equivocado has estado actuando hasta ese momento, pero te absuelves de toda culpa; lo hecho, hecho está y nada te ocurre por casualidad, todo tiene su por qué; así que, liberado de esos errores, divisando esa nueva oportunidad, la de volver a bajar al nivel del agua, donde están los demás, pero con una concepción diferente del entorno en que te mueves y, por lo tanto, con nuevas herramientas para trabajar, te enfrentas a la nueva etapa, la de HABER TOCADO FONDO PARA TOMAR IMPULSO. A partir de ahora tú mandarás, dominarás cada paso para no tener que volver a hundirte de nuevo y volver a comenzar otra vez. No vas a sufrir más por lo que no debes, dejarás de sentirte responsable del giro del mundo a tu alrededor, serás uno mas entre la gente, con las mismas oportunidades y con las mism1193493669_fas capacidades. Ya no te sentirás, de nuevo, deprimido si tu entorno no responde como tú esperabas. Da igual. Lo bueno de ti lo sabrá aprovechar aquella persona que, realmente, te merezca la pena. Esa persona será tu compañera en tu nuevo viaje. No necesitas llevar a tu cargo tantas almas como creías antes. No las necesitas, porque si cargas con ellas, poco a poco el cansancio podrá contigo. Elige tus compañeros de viaje tú. Que no te afecte el número, mejor es la calidad que la cantidad.

     Nadie te puede juzgar, el que lo haga es un necio y, simplemente, no te merece a pena… ni siquiera tú debes juzgarte…¿para qué? Sabes perfectamente cuáles son tus puntos débiles y qué debes mejorar para ser mejor persona, no tienes que evaluarte constantemente. Pero, cuidado, ser mejor persona repercutirá en ti y de ti, a los demás, nunca al contrario.

     Se viven dos días y no podemos pasarlos atentos al bienestar de los demás, eso es un error. Solo si nosotros nos sentimos a gusto con nosotros mismos podremos ofrecer cosas buenas a los demás, pero si nuestro paso por la Tierra se basa en sufrir por no conseguir la felicidad de los otros… ni ellos serán felices por nosotros, ni nosotros alcanzaremos jamás ni la décima parte de esa felicidad que buscamos.

     Ya tienes medio cuerpo fuera del agua. Mira a tu alrededor. Ahora el dominio es tuyo. Ahora mandas tú.

autoconfianza

     Salud para tod@s.

10 comentarios:

  1. Me gusta esa imagen de la piscina. Pero anda que no tarda en llegar, anda que no cuesta dar ese impulso y que bien sienta cuando lo consigues. Una pena que vuelvas a bajar tan pronto, para mantenerte solo a flote.

    ResponderEliminar
  2. sí, BUBO, luego vuelves a bajar, pero tú lo has dicho...flotas, ya no tienes por qué volver a hundirte. Además, creo que sólo mantenerse a flote ya tiene su mérito...te lo digo por experiencia. Un saludo, y cuidate.

    ResponderEliminar
  3. Qué grande señor Montes, qué grande...

    ResponderEliminar
  4. Hoy, sin venir a cuento, mi madre me ha soltado una frase que me ha echo pensar: "Hasta que tú no decidas ser feliz, no lo serás", y ahora me encuentro con esta magnifica enseñanza en forma de "piscina"...

    Tal vez si que es verdad que ya va siendo hora que me ponga las pilas...

    Mil gracias.

    Un abrazo sincero.

    Marta.

    ResponderEliminar
  5. Ahí está el tío!!!! Sé feliz, todo lo que puedas/quieras. Desde luego no hay nada mejor en lo que emplear tu energía y tu tiempo. Que no se te olvide nunca otra vez.

    ResponderEliminar
  6. Ay Sarilla, Sarilla... Un beso muy gordo!!!

    ResponderEliminar
  7. ¡A por todas!

    Besos veraniegos.

    ResponderEliminar
  8. Y si las fuerzas flaquean en algún momento...pues....te pones los manguitos, pero a flote.
    Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  9. Definitivamente, es el texto que necesitaba leer. Un gran impulso y una enorme enseñanza la que ofrece cada línea! Enhorabuena por la entrada, genial, de verdad. Gracias :)

    Y nada, un placer siempre pasar por aqui y A SALTAR ALTO!

    ResponderEliminar
  10. ENE... en esa estamos. Sin mirar atrás, el pasado ya no existe, te lo digo yo, jejeje

    CAPITÁN, gracias por estos últimos años de reencuentro... eres un puto crack!!

    S.A.T. no sabes cuánto me alegro de saber que los sentimientos que se expresan sin saber ni siquiera si estarán bien escritos o no, te hayan servido. Gracias a ti por dejarte caer de vez en cuando por mi casa (nuestra casa). Un beso

    ResponderEliminar

Ahora TÚ me cuentas